Il y avait un jardin, Georges Moustaki, 1971

Ciertamente, la Píldora de hoy iba a tener un componente fúnebre-homenajístico, pero no de la manera esperada. Originalmente, pensaba traer a The Doors, en pos de un recordatorio a ese formidable teclista que era Ray Manzarek. Pues bien, cuando uno se entera de que acaba de fallecer Georges Moustaki… bueno, pues eso. La próxima Píldora será de los muchachos de Jim Morrison, palabrita. 
Por lo pronto, a estas horas ya habréis escuchado o leído casi de todo del músico ¿francés? Evidentemente que sí que era francés, pero sólo de adopción. De hecho, su origen era judío griego, y para hacerlo aún más exótico todo, nació en Alejandría, Egipto. Ni siquiera se llamaba Georges: de nacimiento Giuseppe Mustacchi (además, nombre italiano), se cambió su nombre artístico en cuanto escuchó a su idolatrado Georges Brassens. 
Durante buena parte de los años cincuenta y sesenta, su papel fue básicamente el de compositor para figuras como Édith Piaf, Françoise Hardy o France Gall. A finales de aquella década compuso e interpretó su tema tal vez más conocido, Le Métèque (aquí en España El extranjero), con lo que saltó a una fama que ya no le abandonaría jamás. 
En 1971 compuso este fantástico Il y avait un jardin, que considero mi tema favorito del ¿francés?, y que se convirtió en otro de sus grandes éxitos. En fin, ya se sabe, es ley de vida, pero no me digáis que no da un poco de rabia cuando alguien capaz de hacer una canción así se va de un mundo al que contribuyó, a su manera, a hacerlo un poquito mejor. 

Hasta la próxima.