Pure, The Lightning Seeds, 1989

Tal y como comenté ayer, hoy debía levantarme bastante temprano -a eso de las seis ya estaba en planta, y con agravante dominical encima- para asistir como voluntario a la Duatlón celebrada a lo largo de la mañana en el Paseo Marítimo de Calafell. 
Hay que decir que el frío era devastador (hacía tal vez treinta años que no usaba un pantalón de pijama como defensa adicional al tejano, lo prometo) y, en algunos momentos, al principio de todo, casi había que preocuparse en ayudar en trabajos físicos no sólo ya por colaborar, si no por no estarse uno quieto bajo el relente pelón.
En cualquier caso, todo el sufrimiento compensó por el éxito de la prueba… y por la buena música que la acompañó, cuyo único problema es que se repetía tal vez con excesiva cadencia. Uno de los temas rescatados (y digo rescatados porque la lista de reproducción parecía sacada de un “Lo mejor de los 80″) y aún no aparecidos por aquí fue este Pure con el que los Lightning Seeds saltaron a la luz en 1989, y con notable éxito, por cierto. 
Como apunte final, os diré que tras los trabajos de montaje iniciales, a un compañero y a mí nos tocó controlar el acceso a la zona de corredores, a la manera de una improvisada (pero sorprendentemente efectiva a juzgar por el caso que nos hacían los curiosos) seguridad. Eso sí: movimiento, el justo, y con la rasca que no se iba ni a la de tres, aún estoy evaluando a estas horas si he pillado la del pulpo o, por el contrario, me he escapado por los pelos de la galipandria del milenio. Os mantendré informados.

Letra de la Píldora.

Hasta la próxima.